forex trading logo
  • Facebook: 100002298902650
  • Twitter: @Aspucauca

CB Login

Banner
Inicio Inicio
Bienvenidos a la página ASPU Cauca
Sobre el Sistema Académico propuesto en Unicauca PDF Imprimir E-mail

 

Popayán, 5 febrero 2016 

CONSIDERACIONES ACERCA DEL DOCUMENTO SISTEMA ACADÉMICO (SA) PROPUESTO POR VICERRECTORIA ACADÉMICA


Fredy William Bustos (Departamento de Matemáticas)
Sonia Gaona (Departamento de Física)
Rubiel Vargas (Departamento de Física)
Gabriela Arbeláez (Departamento de Matemáticas)
 


Introducción

En octubre de 2015, el Vicerrector Académico, Edgar Velásquez, convocó a la comunidad universitaria a una reflexión sobre el papel del profesor universitario en el mundo actual.  Esta fue la primera temática de un foro denominado, “Pensamiento Crítico Antonio García Nossa (1912-1982)”, en honor del intelectual colombiano del siglo XX, quien además de sus contribuciones en los campos de la economía, la política, y  las ciencias sociales, - reflejada en una obra escrita con más de cien títulos, - encarnó la figura de un humanista y un pensador libertario, que no se acomodaba ni transigía frente a los designios y arbitrariedades que se imponían desde la política o la academia en una sociedad clerical y subordinada como lo era la sociedad colombiana de aquella época[1].

Ser Profesor y no luchar

 

Traemos a cuento este evento por las intervenciones de los foristas invitados en torno a la responsabilidad que debería guiar al profesor universitario como alguien comprometido con su propia disciplina, pero consciente a la vez de las circunstancias sociales y políticas que rodean el momento histórico que le corresponde vivir.  Entre los planteamientos que escuchamos, quisiéramos rescatar los que permitirían, a nuestro  juicio, enmarcar la discusión sobre los fundamentos académicos de un proyecto de universidad pública para el siglo XXI; discusión que se centra hoy en el documento propuesto por el Vicerrector Académico, denominado Sistema Académico.

 

Última actualización el Viernes, 05 de Febrero de 2016 09:13
Leer más...
 
El Rector de Unicauca hace las tareas PDF Imprimir E-mail

 

Por Diego Cáceres Barajas

Popayán, 28 de enero de 2016

 

La presente reflexión tiene como objetivo demostrar que la propuesta universitaria implementada por el profesor Juan Diego Castrillón Orrego y su a equipo desde el 2012 en la Universidad del Cauca, tiene los mismos propósitos que tenía la reforma a la educación superior presentada al congreso  por Juan Manuel Santos en octubre de 2011, la reforma a la Ley 30.


Esta propuesta de reforma a la ley 30 generó un rechazo rotundo por un sector amplio de la sociedad como profesores, estudiantes, padres de familia, algunos sectores políticos, entre otros. La propuesta pretendía direccionar a la universidad pública colombiana hacia  la privatización, convirtiendo el derecho a la educación en un negocio.


Para demostrar que lo que ha hecho el rector de la Universidad es lo mismo que propuso Santos, haré un ejercicio muy simple de comparación con  la propuesta que  presento el gobierno en 2011. Para ello citaré los puntos de esta propuesta  que más controversia generaron y que llevaron a que el gobierno la  retirara del Congreso presionado por el movimiento de los estudiantes, profesores y sectores de la sociedad colombiana.

Última actualización el Viernes, 29 de Enero de 2016 10:49
Leer más...
 
Intenciones subyacentes a las reformas en Unicauca PDF Imprimir E-mail

 

Intenciones subyacentes a las reformas en Unicauca

Junta Directiva de ASPU-Cauca

Popayán, Diciembre 17 de 2015


En la avalancha de reformas en la organización y el gobierno en la Universidad del Cauca todos se preguntan cuáles son las intenciones de la administración de Juan Diego Castrillón. En la retórica de la exposición de motivos  que preceden los documentos de las reformas, -mirar el sistema académico propuesto por el vicerrector Velásquez-, hay palabras como atraso en las normas, necesidad de modernizar, armonizar, pero se cae en cuenta fácilmente que son sólo eso, una cascada incongruente de palabras al viento y… retórica.

El gobierno y la administración de las universidades públicas en Colombia procede de la ley 30 que llevaba consigo el espíritu más participativo y autónomo que provenía de la reforma a nuestra Constitución de 1991. El gobierno de Juan Manuel Santos trató de reformar la ley 30, poniendo el énfasis en la mercantilización de la educación superior y la reforma propuesta por la ministra María Fernanda Campo fue rechazada en los finales del año 2011 por un fuerte movimiento estudiantil, universitario y ciudadano que luego se apagó. En resumidas cuentas, se trataba por parte del gobierno de institucionalizar y legitimar el ánimo de lucro como filosofía del sistema universitario en Colombia.

 

 

En esa propuesta de nueva ley, en la que el Estado trataba a la educación superior como una simple mercancía, el modelo que se imponía era un modelo gerencial que ante la crisis de la cobertura, trataba de ampliar los cupos a bajo costo, a tono con los mandatos de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos) y el Banco Mundial.

Sin embargo, el gobierno de Santos ha persistido, revive la reforma a la ley 30 y ha introducido el modelo gerencial primero con una política pública de ampliar la cobertura a través del SENA, dándole poder incluso para certificar ciertas actividades y programas propios de las universidades. En segundo lugar, con rectores afines en las universidades que sigan sus mandatos. Ampliar rápidamente la cobertura con un bajo perfil, sin calidad y a bajo costo, en resumen.

castrillon

 

 

Para estos cambios de perfil bajo, sin una reforma a la ley 30, lo que generaría un debate nacional, el gobierno necesita agentes que implanten verticalmente el modelo gerencial para la educación superior. Y ese parece ser cada vez con mayor claridad el papel del rector Juan Diego Castrillón y de sus funcionarios. Proceden de una izquierda recalcitrante y dogmática, conocen los subterfugios para quebrar y dividir movimientos y para crear enemigos con el fin de distraer sus verdaderas intenciones de mercantilización de la educación superior. Condecoran personas adeptas y crean en aquellos que son críticos, el enemigo de siempre a quien culpar para llevar a cabo sus fines. Generan miedo, rompen la ética universitaria y hacen normativas donde prevalece lo punitivo y la vigilancia. Vigilar y castigar tal parece el lema que reemplazará el universitario “Posteris lumen moriturus edat”. ¿Es ese el papel de la izquierda en una universidad pública? ¿No se esperaría que defienda los adecuados presupuestos, que en el CESU ponga cuestionamientos a las políticas gubernamentales en la educación superior?

 

 

Última actualización el Viernes, 29 de Enero de 2016 15:26
Leer más...
 
Capitalismo Académico y Globalización: La Universidad Reinventada PDF Imprimir E-mail

 

Por Eduardo Ibarra Colado

Universidad Autónoma Metropolitana-Iztapalapa, México


Hace cinco años, en 1997, apareció una obra que por su originalidad, ha contribuido a enriquecer las interpretaciones en torno a la reestructuración de la educación superior –y más específicamente de las universidades de investigación– como resultado de los procesos de globalización apoyados en políticas de corte neoliberal. Me refiero al libro de Sheila Slaughter y Larry Leslie, Academic Capitalism (1997).

Esta obra se propuso analizar el surgimiento del capitalismo académico a partir del reconocimiento del crecimiento de los mercados globales, el desarrollo de políticas nacionales centradas en la investigación aplicada y la innovación, la reducción del monto de subsidio directo del Estado a las instituciones, y el incremento de los vínculos de los académicos con el mercado.

El capitalismo académico, señalan Slaughter y Leslie, se refiere al uso que las universidades hacen de su único activo real, el capital humano de sus académicos, con el propósito de incrementar sus ingresos; tiene que ver con un conjunto de iniciativas y comportamientos económicamente motivados para asegurar la obtención de recursos externos.

 

Última actualización el Martes, 26 de Enero de 2016 17:29
Leer más...
 
"No se trata solo de aliviar la pobreza, sino de dejar de producir pobres en una sociedad. " PDF Imprimir E-mail

 

Cecilia Lopez Montaño, Portafolio, 24 de noviembre de 2015

 

 

Una cosa es ver a los pobres como objetos de caridad, con alto potencial político, a los cuales hay que regalarles casas rústicas, escuelas decrépitas, o alimentos dañados, y otra, apoyarlos y dotarlos de los instrumentos básicos para que construyan su propio destino. No se trata solo de aliviar la pobreza, sino de dejar de producir pobres en una sociedad. Lo que el Estado debe hacer es entender qué y cómo los vuelve productivos, dueños de su propio destino. ¿Por qué para muchos es tan difícil entender esto que es tan obvio?

capitalismo

 

 

Última actualización el Lunes, 30 de Noviembre de 2015 09:57
 
« InicioPrev12345678910PróximoFin »

Página 1 de 55


Potenciado por Joomla!. Implementado por: Ing. Handres. Valid XHTML and CSS.